side-area-logo

El trastorno del espectro autista. Artículo de Irati Merino, psicóloga del Centre Pilot Sant Just

dia mundial de la Conscienciació de l'autismeEl término autismo está rodeado de muchos clichés, estigmas y sobre todo de mucho desconocimiento. Aunque cada día los investigadores se acercan un poquito más a la comprensión de los procesos que lo engloban, es cierto que se trata de una problemática aún poco conocida.

El Trastorno del Espectro Autista (T.E.A.) incluye un conjunto de síntomas relacionados con las dificultades en la comunicación, en la sociabilidad y en las actividades e intereses obsesivos y restringidos.

Pero como la propia palabra describe estamos hablando de un espectro. El término espectro hace referencia a la variedad de intensidad e individualidad que se puede percibir entre una persona y otra.

El T.E.A. puede ir asociado a diferentes trastornos neurológicos y niveles intelectuales muy variados. Por ello, es necesario tener en cuenta la individualidad de cada una de las personas para poder comprender a la persona en profundidad.

Las personas diagnosticadas de T.E.A. tienen una manera diferente de percibir y manejar la información. Aunque cada persona es única y presenta sus singularidades dentro del espectro, sí que hay procesos de pensamientos característicos de todos ellos. Por esta razón, es necesario que las personas que rodean al niño sepan en que consiste el diagnóstico y las diferentes estrategias que pueden facilitar la vida de ellos.

El objetivo principal  de las personas que trabajamos y convivimos con estos alumnos será el comprender su manera singular de entender el mundo para así poder poner puentes en aquellos ámbitos en los que más apoyo necesitan.

Hay múltiples estrategias que desde el centro de educación especial facilitan la vida de un alumno con autismo.

La primera de ella es la estructuración.  A todos los niveles, de horarios, rutinas, espacios… Como ya hemos mencionado la persona con autismo presenta dificultades para poder percibir el entorno por ello la repetición tanto a nivel de horarios como una clara estructuración del espacio dota de una mayor autonomía y seguridad a la persona.

La segunda: el uso de la imagen. Las personas con autismo presentan mayor facilidad para la percepción de la información visual. En un mundo que ellos perciben caótico las imágenes ayudan a comprender lo que ocurre a su alrededor. Imaginaros que mañana os despertarais en Japón sin tener ni idea de hablar o leer el idioma. Por mucho que las personas trataran de comunicarse con vosotros tendríais grandes problemas para entender y poder desenvolvernos en el país. Algo así es lo que le ocurre a un niño con autismo, por ello las imágenes son un gran soporte para dar orden en su mundo desordenado.

Una tercera estrategia: para poder ayudar a los alumnos con TEA es ser mediadores y guías de sus estados emocionales. Las personas con TEA pueden presentar dificultades para reconocer y gestionar los diferentes estados de ánimo. Es bueno ayudarles a poner palabras a aquello que sienten y que les es tan complejo de entender.

Una última estrategia que consideramos crucial en el desarrollo de nuestro alumnado TEA es la de poder crear vínculos con otros alumnos con dificultades parecidas a las suyas. Incluso cuando ellos mismos no son capaces de poder comprender con exactitud lo que les ocurren, si pueden ayudar y compartir sus experiencias con sus compañeros. Sienten que no están solos y que disponen de un espacio en el que pueden comunicar esas dificultades.

En conclusión, las personas con autismo son altamente sensibles a los cambios, a las sensaciones y a los detalles. Su manera de ver el mundo hace que sean muy honestos y que no entiendan la maldad ni el sarcasmo como lo hace el resto de la gente. Por ello, el autismo nos da una gran lección a todos lo que no lo padecemos, este mensaje es que vivimos en un mundo altamente caótico, lleno de cambios, de dobles mensajes,… Quien sabe, quizás somos nosotros quienes tenemos un problema por aceptar una realidad tan desequilibrada.

 

Irati Merino Cortázar. Psicóloga i subdirectora de la escuela de educación especial Centre Pilot Sant Just 

 

Hoy 2 de abril se celebra el Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo que se instauró para poner de relieve la necesidad de contribuir a la mejora de la calidad de vida de las personas con autismo, para que puedan llevar una vida plena y gratificante como parte integrante de la sociedad.

Más información:

Día Mundial sobre el autismo en la web de Naciones Unidas 

Web del día Mundial del Autismo 

Recomendar
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
  • LinkedIN
  • Pinterest
Compartir
Tagged in
Leave a reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies